Aumentan los divorcios y separaciones tras el confinamiento por COVID-19

Los efectos económicos del Covid-19 han sido de gran calado, pero también los de índole económica y social. Lo cierto es que aumentan los divorcios tras el confinamiento y conviene saber por qué.

Cómo aumentan los divorcios y separaciones tras el Covid-19

Lo primero que hay que tener en cuenta es que este es un momento aún prematuro para calcular la magnitud del problema. No en vano, los juzgados empiezan a funcionar con cierta normalidad a partir del mes de junio. Sin embargo, sí hay algunos elementos que hay que señalar.

En primer lugar, la convivencia prolongada en una situación de tensión genera roces inevitables. Lo que sucede es que, en una pareja mal avenida, estas situaciones se magnifican. Esta suele ser la espoleta para que aumenten las demandas de divorcio y separación. En España, este fenómeno tiene repuntes en los meses de septiembre y enero, justo después de periodos vacacionales.

¿Qué es lo que ha sucedido como consecuencia de la crisis del Covid-19? A finales de mayo ya se empezaron a tener algunos datos y lo normal es que en julio ya se puedan extraer conclusiones definitivas.

El aumento de las consultas de divorcio y separación

Lo cierto es que sí ha habido un aumento de consultas sobre divorcios y separaciones. Esta es la información que se maneja desde los Colegios de Abogados y la Asociación Española de Abogados de Familia (AEAFA). El confinamiento tendría, según estos organismos y asociaciones, un efecto similar al de los periodos vacacionales.

La consulta suele ser el primer paso antes de la presentación de una demanda. Si bien es cierto que no tiene mayor valor, sí que hay una correlación, como principio general, entre aumento de consultas y aumento de demandas. Los indicios señalan que, a medio plazo, puede haber un aumento de demandas.

Por otra parte, sí hay que señalar que esta circunstancia ha tenido un elemento distintivo. El confinamiento reducía al mínimo los espacios de convivencia personal. Por lo tanto, no ha de extrañar que la tensión estuviese a flor de piel.

Perspectivas a medio plazo

Ahora bien, ¿estas consultas se van a traducir en un aumento exponencial de las demandas? Está por ver por dos motivos. En primer lugar, porque las consultas no presuponen que la demandas se materialicen. Por otra parte, porque las situaciones de crisis económica como la que viene tienden a reducir las demandas de divorcio.

La realidad es que esta crisis es atípica por muchos motivos. En consecuencia, y más allá de las cuestiones personales de cada pareja, sí hay elementos coyunturales que aún no se llegan a controlar.

Conclusión

Si aumentan los divorcios, es evidente que se necesitará un asesoramiento especializado. El despacho de abogados Le Morne Brabant cuenta con un equipo de abogados especialistas en separaciones y divorcios. Se atienden casos por mutuo acuerdo y contencioso. La primera visita es gratuita y se proporcionan facilidades de financiación.

Es posible contactar con la firma a través del número de teléfono gratuito 900 373 604, del formulario web o de las videollamadas.