¿Qué son los planes de igualdad en Sanidad?

Los planes de igualdad en Sanidad forman parte del Real Decreto Ley 6/2019 aprobado el 8 de marzo de 2019. A continuación, queremos hablarle más acerca de qué supone, cuáles son sus principales características y en qué medidas concretas se traducirá para el conjunto de profesionales.

¿Qué son los planes de igualdad en Sanidad?

Los planes de igualdad en Sanidad son un conjunto de normas y medidas de carácter urgente que están destinadas a garantizar la igualdad en oportunidades y trato para profesionales independientemente de su género, su empleo y sus responsabilidades. Es así que se establecen una serie de medidas como por ejemplo la del registro salarial o los planes integrales de igualdad.

Dichas medidas afectan a diferentes empresas sanitarias que realizan su actividad de forma tecnológica, industrial o también dentro del sector privado.  Este seguimiento debe tener seguimiento mediante la publicación de los registros salariales.

Estos registros salariales son obligatorios a partir del 8 de marzo y en ellos se deben incluir valores de salarios medios, percepciones extrasalariales, complementos y todos los ingresos clasificados en función de la categoría profesional, el sexo, su grupo y puesto de trabajo. Esta información, a su vez, será accesible a todas las personas a través de los Comités de Empresa o los Sindicatos.

¿Qué suponen estos planes de igualdad en Sanidad?

El incumplimiento del registro salarial obligatorio tendrá una serie de sanciones tipificadas en la Ley de Infracciones y Sanciones en el Orden Social. Se considerarán bajo el punto de vista de dicha Ley como una infracción grave, según el Artículo 7.5 y el 13 de dicha Ley.

Este registro tiene carácter no nominativo. Será por lo tanto cuantitativo y debe recoger los datos que previamente hemos mencionado.

¿Qué pretenden estos planes de igualdad en Sanidad?

Los planes de igualdad en Sanidad tienen varias pretensiones. La primera de ellas y más importante es resolver la brecha salarial. Estos registros se hacen con el objetivo de poder precisar si ocurre y cuáles son sus causas. Es difícil atribuir a simple vista dicha brecha salarial a causas directas. En muchas ocasiones se da en función de diferentes circunstancias como la disparidad en el ascenso, la naturaleza de los puestos, promociones, etc. En concreto, el aspecto de la brecha salarial puede identificarse de las siguientes formas:

1.- Brecha salarial total

Se calcula sumando el salario total de mujeres en una empresa y dividiéndolo por su número. Se hace lo mismo con los hombres y se compara la diferencia. Este criterio, sin embargo, puede no ser preciso a causa de que las mujeres en muchas ocasiones tienen jornadas reducidas o contratos temporales.

2.- Brecha salarial por horas trabajadas

La base es el salario que se percibe por cada hora trabajada. Se cuentan las de hombres y mujeres. Sin embargo, y aunque es un criterio más ajustado que el anterior puede llevar a error a causa de los complementos e ingresos extra que se perciben en el trabajo de cada uno.

3.- Brecha salarial ajustada por salarios

Se toman los salarios medios en función del género y se separan de las circunstancias que rodean a los contratos y la situación económica social.

Esperamos que este artículo le haya servido de ayuda para comprender mejor en qué consisten los planes de igualdad en Sanidad. Le recomendamos contar con el asesoramiento de nuestros abogados especialistas en Derecho Sanitario para defender mejor sus propios intereses y derechos.